Las toxinas: como eliminarlas de nuestro organismo.

De repente un día nacemos, y lo peor sin libro de instrucciones. No tenemos ni idea de como se cuida y se mantiene sano. Nuestras informaciones vienen por:
  • anuncios de tv. totalmente falsos y manipulados por la industria
  • medicina oficial totalmente dirigida hacia el negocio de las farmaceúticas y de los mèdicos.
  • medios de comunicación, que muchas veces se limitan a reproducir las investigaciones financiadas por la industria, y con conclusiones muy interesadas
¿entonces?¿quien nos enseña a cuidarnos de verdad?
Pues NOSOTROS, que no ganamos nada en esto, no hay interés ninguno, tan sólo el de decir la verdad (y con humor, claro). Nos limitamos a reproducir lo que dicen los científicos independientes, sin intereses. Pruebas, experimentos, documentación tenemos a miles que demuestran lo muy perjudicales que son los alimentos industriales.
Lo primero sin duda es aprender a alimentarse bien, de manera natural, y así conseguimos dos cosas:
  1. No aportamos nuevas toxinas a nuestro organismo (al no tomar: azúcar, sal, harinas refinadas, lácteos industriales, grasas hidrogenadas, fritos y alcohol)
  2. Y las fáciles digestiones de los alimentos naturales permitirán al cuerpo sacar la energía necesaria para ir eliminando las toxinas que tenemos acumuladas.
Pero el cuerpo tiene 7 canales de eliminación de toxinas (emuntorios), el conocerlos, y poder ayudar a esos canales es básico para que el proceso sea más rápido, y efectivo.
Y aqui es donde interviene Christhofer Vasey, una eminencia mundial, en este libro te explica al detalle como puedes ayudar a desincrustar las toxinas acumuladas.
PINCHA AQUI   Y PODRÁS DESCARGARTE UN PDF DE ESTE ESENCIAL LIBRO, QUE ESTÁ TOTALMENTE AGOTADO. Que curioso.
?A modo de ejemplo, uno de los sistemas más eficaces de eliminar toxinas muy incrustadas son las sesiones de 20 minutos de ejercicio intenso (lo ideal 2 o 3 veces a la semana). Corriendo, en la elíptica o en bicicleta (estática) el estar 20 minutos seguidos al máximo nivel que tu aguantes produce lo siguiente:
(cap.20, pag.185 del libro)
' Todo esfuerzo físico de larga duración implica una combustión de las reservas energéticas almacenadas en los tejidos. Cuanto más intenso y largo es el esfuerzo, mayor es la cantidad de reservas gastadas. Pero no sólo las sustancias energéticas serán degradadas, sin también los desechos acumulados en los tejidos.
El esfuerzo físico implica necesariamente una oxigenación mucho más intensa, lo que permite una mejor oxigenación de las células. Recordemos que los desechos se degradan con la oxidación...
... en otras palabras las toxinas no circulantes, más o menos incrustadas en los tejidos, se degradan en el lugar en que se encuentran... para ello el ejercicio tiene que ser intenso. '
Por supuesto existen muchos otros sistemas menos intensos que este, a veces cosas tan tontas y sencillas como ponerte después de comer una mantita en la barriga (aumentamos un par de grados la temperatura del hígado y mejora mucho su rendimiento)